***

NARCOTRAFICO-FRAUDE FISCAL-BLANQUEO DE CAPITALES-CRIMEN ORGANIZADO-CONTRABANDO

SI POSEE INFORMACION RELACIONADA CON ILICITOS PERSEGUIBLES POR EL SVA PUEDE PONERSE EN CONTACTO EN LA SIGUIENTE DIRECCION:

Departamento de Aduanas e Impuestos Especiales de la Agencia Tributaria

Avda. Llano Castellano 17, 28071 Madrid
Correo electrónico denuncias: denunciasvigilanciaaduanera@correo.aeat.es
Telefono denuncias: 900 35 13 78



DENUNCIAS REFERENTES A DELITOS DE CARACTER FISCAL https://www.agenciatributaria.gob.es/AEAT.sede/Inicio/Procedimientos_y_Servicios/Otros_servicios/Denuncia_tributaria/Denuncia_tributaria.shtml


.

.

viernes, 15 de septiembre de 2017

Un operativo antidroga conjunto permite la incautación de 2'3 toneladas de hachís en La provincia de Huelva

Agentes de la Policía Nacional, del Servicio de Vigilancia Aduanera de la Agencia Tributaria y la Guardia Civil han aprehendido 2.300 kilogramos de hachís en una operación contra el narcotráfico llevada a cabo en el río Piedras (Huelva). En la operación también se han incautado, una pistola con silenciador y un fusil de asalto. Dos personas fueron detenidas cuando los policías entraron al recinto al que se dirigieron los vehículos cargados con el hachís y uno de ellos salió del interior embistiendo a los coches policiales.

Incendiaron la embarcación para que no fuera interceptada por los policías

La operación se inició cuando los medios de detección aeronaval de Departamento de Aduanas de la Agencia Tributaria detectaron una embarcación semirrígida, cargada de bultos como los usados habitualmente para el transporte de hachís, navegando con dirección al río Piedras (Huelva). Inmediatamente se activó el correspondiente dispositivo de control, con la participación de operativos de Vigilancia Aduanera de la Agencia Tributaria, Policía Nacional y Guardia Civil.

De madrugada, la embarcación se acercó a uno de los márgenes del río, descargando la droga en dos vehículos todoterreno que se dirigieron al interior de una finca cercana, donde se desplazó el dispositivo de control. En la finca se interceptó a uno de ellos que salió del interior embistiendo a los coches policiales, escapando tres personas y siendo detenido su conductor, así como otro individuo que se encontraba dentro de la finca. La embarcación fue incendiada en un intento de sustraerla al control policial.

Utilizaban las ramas para proteger la droga

Realizada su inspección, se encontraron los dos vehículos en cuyo interior de fueron hallados 73 fardos de hachís, arrojando un peso aproximado de 2.300 kg. Además de la droga aprehendida, en el registro del interior de la finca se intervino un fusil de asalto “AO 17” con varios cargadores y más de 150 cartuchos y una pistola semiautomática con silenciador y munición; armas que eran utilizadas para la protección de la droga.

Esta operación, realizada coordinadamente entre las tres instituciones, forma parte de un dispositivo especial de vigilancia que se realiza en las costas andaluzas sobre embarcaciones potencialmente susceptibles de dedicarse a actividades ilícitas. No se descartan nuevas detenciones.

TELÉFONO DENUNCIAS VIGILANCIA ADUANERA 900351378

martes, 5 de septiembre de 2017

Intervenida una tonelada de hachís a una organización que operaba en Huelva

Agentes de la Policía Nacional y del Servicio de Vigilancia Aduanera de la Agencia Tributaria, han intervenido una tonelada de hachís a una organización de narcos que operaba en Huelva.

El grupo se dedicaba al “narcotransporte” de fardos de hachís por vía marítima mediante el uso de lanchas rápidas que luego descargaban en la playa. En la operación han sido detenidas tres personas y se han recuperado cuatro vehículos sustraídos donde transportaban la droga.

La investigación comenzó el pasado mes de junio cuando los agentes tuvieron conocimiento de una organización criminal compuesta por ciudadanos españoles afincados en distintas poblaciones de la provincia de Huelva y que, al parecer, se dedicaban al transporte de hachís mediante embarcaciones de alta velocidad.

Las primeras pesquisas dieron como resultado la localización de una nave en un polígono industrial, situado en la localidad de Lepe (Huelva), que era utilizada por la red para llevar a cabo la logística de los transportes de droga.

En su interior el grupo guardaba una embarcación semirrígida equipada con dos motores fuera borda de 300 caballos cada uno, cuatro coches todoterreno de alta gama que habían sido sustraídos y varias garrafas de gasolina.

A finales del mes de julio los investigadores detectaron que la embarcación era trasladada hasta un varadero en la localidad de Isla Cristina, donde fue botada al mar para poner rumbo a Marruecos. Con la colaboración del Servicio de Vigilancia Aduanera de la Agencia Tributaria, los investigadores constataron que la lancha, ya cargada con los 35 fardos de hachís, se dirigió a la playa del Hoyo de Isla Cristina (Huelva).

Allí los miembros de la organización descargaron la droga, la introdujeron en dos vehículos todoterreno y la llevaron a una zona de alijo donde la escondieron en la ladera de un camino, tapándolos después con una lona.

Con esta información los agentes llevaron a cabo las detenciones de los tres implicados cuando los vehículos se dirigieron de nuevo a la nave industrial. La embarcación fue intervenida cuando se localizó abandonada en uno de los caños del río Guadalquivir a su paso por Sanlúcar de Barrameda (Cádiz).

TELÉFONO DENUNCIAS VIGILANCIA ADUANERA 900351378

lunes, 28 de agosto de 2017

Vigilancia Aduanera aprehende 4.000 kilos de hachís en dos nuevas operaciones antidroga desarrolladas en el Estrecho

El Servicio de Vigilancia Aduanera de la Agencia Tributaria ha aprehendido un total de 4.000 kilos de hachís en dos operaciones llevadas a cabo los días 21 y 22 de agosto en aguas del Estrecho (Cádiz), operaciones que se han saldado con cuatro detenidos.

Las operaciones se iniciaron en la tarde del día 21, cuando el patrullero Águila III de Vigilancia Aduanera, integrado en el dispositivo especial de vigilancia del Estrecho implementado por la AEAT, divisó una semirrígida de grandes dimensiones, dirigiéndose a su encuentro de inmediato.

Los tripulantes de la embarcación contrabandista, haciendo caso omiso de las insistentes órdenes de parada de los agentes de la autoridad emprendieron la huida. Pese a sus agresivas maniobras, los funcionarios de Vigilancia Aduanera consiguieron interceptar a la semirrígida, haciéndose con su control y deteniendo a sus cuatro ocupantes, varones españoles y vecinos del Campo de Gibraltar.

Durante la persecución, la práctica totalidad de la carga había sido arrojada a la mar, por lo que se destacó a otro patrullero en la zona para refuerzo del operativo y recuperación de la droga. En total pudieron ser aprehendidos 103 fardos de arpillera, con un peso bruto aproximado de 3.200 kilos de hachís.

Asimismo, los patrulleros del Servicio de Vigilancia Aduanera de la Agencia Tributaria retornaron a puerto base en Algeciras donde se procedió a la instrucción de diligencias por la presunta comisión de delitos de contrabando y contra la salud pública.

El patrullero Águila III de Vigilancia Aduanera continuó con sus labores el pasado 22, divisando otra embarcación semirrígida cargada con fardos de los habitualmente utilizados para el contrabando de hachís, lo que motivó la inmediata persecución de la misma, prestando asistencia en labores de apoyo un segundo patrullero, el Alcatraz, partícipe igualmente del dispositivo especial de vigilancia llevado a cabo por la Agencia Tributaria.

De la misma forma que en la anterior intervención, los tripulantes de la embarcación contrabandista realizaron maniobras de huida inmediata de la zona, durante la cual fueron arrojando a la mar los fardos de droga con los que iba cargada la semirrígida.

En esta ocasión no se pudo proceder a la intervención de la embarcación contrabandista ni a la detención de sus ocupantes, si bien sí pudieron ser aprehendidos un total de 26 fardos de arpillera con hachís, con un peso bruto aproximado de 800 kilos.

Los patrulleros del Servicio de Vigilancia Aduanera de la Agencia Tributaria retornaron a puerto base en Algeciras donde igualmente se procedió a la instrucción de diligencias por la presunta comisión de delitos de contrabando y contra la salud pública.

Los cuatro detenidos, las embarcaciones y las actuaciones han sido puestos a disposición del titular del juzgado de instrucción de los de Algeciras.

TELÉFONO DENUNCIAS VIGILANCIA ADUANERA 900351378

domingo, 20 de agosto de 2017

Intervenida en Valencia media tonelada de cocaína en dos operaciones antidroga

La Guardia Civil de Valencia y Vigilancia Aduanera se han incautado de 500 kilos de cocaína en dos operaciones realizadas esta semana en el Puerto de Valencia.
El pasado miércoles los agentes antidroga interceptaron un camión que transportaba 295 kilos de cocaína y detuvieron a cinco presuntos miembros de una red de traficantes. Uno de los arrestados es el culturista Onofre G., que ya fue detenido por la policía en 2014 por su presunta implicación en el robo fustrado de 300 kilos de cocaína, marihuana y hachís de las cámaras acorazadas de Sanidad Exterior.

La aprehensión de los 295 kilos de cocaína tuvo lugar en la salida sur del Puerto de Valencia y se saldó también con la detención del camionero y otro hombre que le acompoñaba en la cabina. Posteriormente fueron arrestadas otras tres personas. Las investigaciones continúan abiertas después de que los cinco arrestados ingresaran en prisión.
La operación fue realizada por agentes del EDOA de Valencia con la colaboración de Vigilancia Aduanera.

El segundo alijo de 200 kilos de cocaína fue confiscado ayer por la Unidad de Análisis de Riesgo (UAR) de la Aduana de Valencia, un grupo formado por agentes de Vigilancia Aduanera y guardias civiles de la Oficina de Análisis e Investigación Fiscal (ODAIFI).

La droga fue introducida en Valencia con el método del gancho perdido, que consiste en ocultar la cocaína en un contenedor con mercancía legal en el país de origen, sin el conocimiento del exportador ni del importador, para luego retirar la droga en el puerto de destino antes de que el cargamento llegue al final de la ruta.

TELÉFONO DENUNCIAS VIGILANCIA ADUANERA 900351378

viernes, 18 de agosto de 2017

Intervenido en Galicia uno de los mayores alijos de heroína

Tras varios meses de investigación, la Policía Nacional y Vigilancia Aduanera, asestaron este jueves en Caldas de Reis lo que se cree que es el mayor golpe del año a las redes de traficantes de heroína que operan en Galicia. De este modo, los agentes detuvieron a diez personas -vecinos de las localidades arousanas de Vilagarcía y Vilanova, así como algún extranjero- y se incautaron de 59 kilos de heroína.

Los agentes pudieron llegar hasta este alijo gracias a los seguimientos que se realizaron a, al menos, un vehículo de los sospechosos. De este modo, según indicaron fuentes no oficiales, los investigadores intervinieron en una zona industrial de As Veigas de Armozar, que se encuentra en el límite de las parroquias de Bemil y Saiar. En este sentido, apuntaron que la droga podría haber permanecido oculta en una nave, de tal modo que los sospechosos, supuestamente, se dispondrían a moverla en el momento en que fueron sorprendidos por los policías.

En todo caso, el mutismo oficial es absoluto, ya que la operación continúa abierta, por lo que no se descartan nuevos arrestos a medida que pasen los días. A este respecto, los arrestados fueron conducidos hasta la Comisaría Provincial, donde permanecerán hasta su puesta a disposición judicial. Es probable que estén en esta situación hasta el límite que permite la legislación española, un tope de 72 horas.

Paralelamente a los arrestos y el decomiso de la droga, estaba previsto que se sucedieran una serie de registros domiciliarios. Así, no sería desdeñable que finalmente se interviniesen vehículos, dinero en efectivo o efectos e instrumentos para el manipulado de sustancias estupefacientes.

La importancia de esta operación queda reflejada en el hecho de que, según datos de Interior, la mayor incautación de heroína de España durante el 2016 se produjo en Pontevedra -56 kilos-, lo que determinó que fuese la provincia donde más cantidad de esta sustancia estupefaciente se aprehendiese: «Se han llegado a incautar 91 kilos».

Al igual que ahora, la Udyco Galicia estuvo detrás de aquella operación que posibilitó el desmantelamiento de una «organización hispano-albanesa que introducía en Galicia importantes cantidades de heroína», recoge un informe de la Fiscalía de Pontevedra. Los investigadores mantuvieron entonces que los supuestos integrantes importaban los estupefacientes desde Holanda ocultos en un Porsche Cayenne. El fiscal tiene intención de sentar en el banquillo a seis personas -dos albaneses, un vecino de Mos, su mujer, un vigués y un vecino de Ribadumia-, mientras que un séptimo, también albanés, permanece huido.

TELÉFONO DENUNCIAS VIGILANCIA ADUANERA 900351378

miércoles, 9 de agosto de 2017

Interceptado a 32 millas de Almería un mercante con 18.000 kilos de hachís

El Servicio de Vigilancia Aduanera de la Agencia Tributaria ha interceptado a unas 32 millas náuticas al sur del puerto de Almería, un buque mercante de 88 metros de eslora, de nombre ‘Lady Boss’, con bandera de Comoras, cuando transportaba una importante cantidad de resina de hachís.
La operación ha sido llevada a cabo por funcionarios de Vigilancia Aduanera del Patrullero ‘Alcatraz’, que forma parte del refuerzo de vigilancia que la Agencia Tributaria ha destinado a la zona del Estrecho de Gibraltar, con el apoyo del helicóptero de la Agencia Tributaria con base en Almería.

En el dispositivo de localización ha participado también el patrullero de la Guardia Civil ‘Rio Miño’, que se encuentra participando en la Operación INDALO, que durante estas fechas se está desarrollando en aguas del sur de España auspiciada por la Agencia Europea FRONTEX.

La operación se inició hace una semana cuando medios aeronavales de Vigilancia Aduanera detectaron el buque ‘Lady Boss’ en un área donde habitualmente se realizan cargas de droga en la zona del estrecho. Efectuada la correspondiente visita por la tripulación del patrullero ‘Alcatraz’, éstos descubren unos 600 fardos de hachís, que podrían suponer unos 18.000 kilos de droga.

De inmediato se procedió a la detención de los trece tripulantes de la embarcación, once ucranianos y dos búlgaros, así como a la aprehensión del buque, que está siendo trasladado al puerto de Almería. Tanto los detenidos, como la embarcación, la droga y las diligencias policiales extendidas por Vigilancia Aduanera pasarán a disposición del Juzgado de Instrucción en funciones de Guardia de los de Almería.

Esta operación es una más de las efectuadas por la Agencia Tributaria en la lucha contra el tráfico de drogas en la denominada Ruta Oriental, conocida por ser utilizada por buques mercantes que cargan grandes cantidades de estupefacientes en aguas del norte de África para su traslado hacia el este del mar Mediterráneo.

TELÉFONO DENUNCIAS VIGILANCIA ADUANERA 900351378

Detenidos tres trabajadores del puerto de Algeciras e intervenidos 400 kilos de cocaína

Agentes del Servicio de Vigilancia Aduanera y de la Policía Nacional han detenido en Algeciras a tres personas que trabajan en el puerto algecireño como presuntos miembros de una organización dedicada a enviar a España importantes partidas de cocaína por el procedimiento del gancho ciego. En la operación han sido intervenidos más de 400 kilos de cocaína.

Los funcionarios iniciaron las investigaciones en diciembre de 2016 acerca de una organización criminal dedicada a la importación de grandes cantidades de cocaína desde Latinoamérica hasta España a través de contenedores marítimos mediante el procedimiento gancho ciego, que consiste en introducir la mercancía ilícita en un contenedor con mercancía legal declarada para posteriormente extraer el estupefaciente en el puerto de destino o transbordo, teniendo que ejecutar la extracción por parte de la organización de narcotraficantes en las horas posteriores a la bajada del contenedor en el interior del recinto portuario.

Los proveedores del estupefaciente contaban con la colaboración devarios trabajadores en el puerto de Algeciras, lo que les garantizaba la posibilidad de recoger la droga directamente del contenedor así como sacarla posteriormente con total impunidad de forma rápida y segura.

Por tanto, las pesquisas se centraron en las personas encargadas de organizar las operaciones ilícitas, si bien, a medida que avanzaron se extendieron a varios estibadores del recinto portuario que, aprovechando tal condición, eran los encargados de extraer la droga de los contenedores marítimos así como de conducirla fuera del puerto.

Asimismo, los policías averiguaron que uno de los principales implicados estaría haciendo gestiones para tratar de rescatar la droga de un contenedor procedente de Ecuador --con destino final Turquía-- a su paso por el puerto de Algeciras, lugar en el que el barco hacia escala. Nada más conocerse esta información, los agentes iniciaron las gestiones tendentes a la localización de dicho contenedor, pero resultó imposible inspeccionarlo debido a que el barco había iniciado el protocolo de salida del puerto.

A través del oficial de enlace de la Policía Nacional en Turquía se solicitó a las autoridades de este país la inmediata revisión delcontenedor a su llegada al puerto de destino. Este intercambio de información permitió la localización de 293 kilos de cocaína y ladetención de tres personas por parte de la Policía turca.

Posteriormente los agentes consiguieron averiguar que el grupo había enviado otro contenedor procedente de Guayaquil (Ecuador), cuyo contenido era marisco congelado, en el que habrían ocultado una cantidad indeterminada de cocaína por el método del gancho ciego. Una vez localizado se procedió a su inspección y localizaron tres bolsas que llevaban 118 kilos de cocaína distribuidos en cien paquetes serigrafiados con idéntico logotipo al de los intervenidos en Turquía.

En el operativo establecido esa misma noche se pudo observar cómo dos miembros de la organización violentaban el citado contenedor, huyendo del lugar tras advertir la presencia policial, aunque poco después fueron detenidos. Además, la policía arrestó a otro trabajador responsable de posicionar los contenedores una vez descargados del buque para facilitar la extracción del estupefaciente.

En los registros realizados en los domicilios de los detenidos seintervinieron cerca de 6.000 euros en efectivo y tres vehículos de alta gama.La autoridad judicial decretó el ingreso en prisión de dos de los arrestados, mientras que la investigación continúa abierta a la espera de practicar nuevas detenciones y descubrir a nuevos implicados en esta trama criminal.

TELÉFONO DENUNCIAS VIGILANCIA ADUANERA 900351378

martes, 8 de agosto de 2017

Descubiertos en el puerto de Algeciras 30 kilos de cocaína ocultos en el sistema de refrigeración de un contenedor

Agentes de Vigilancia Aduanera de la Agencia Tributaria y de la Policía Nacional han aprehendido en el puerto de Algeciras (Cádiz) 30 paquetes con un peso bruto de 30 kilogramos de cocaína, en una actuación que se enmarca en la operación 'Tirano'. Los paquetes viajaban en el sistema de refrigeración de un contenedor.

Según ha informado la Agencia Tributaria en una nota, las investigaciones, que suponen un ejemplo de cooperación entre las autoridades policiales y las aduaneras, tanto a nivel nacional como internacional, se iniciaron al recibirse, varios días antes de la operación ahora concluida, información fidedigna acerca de un contenedor que pudiera llevar oculto una importante cantidad de cocaína en lo que podría suponer un nuevo caso de "gancho ciego".
Así, han indicado que esta técnica se emplea por las organizaciones criminales para la introducción en territorio español de sustancias estupefacientes, haciendo uso de rutas comerciales legalmente establecidas.

Así, los agentes del Servicio de Vigilancia Aduanera de la Agencia Tributaria y la Policía procedieron al análisis y estudio de la documentación aduanera de la que se disponía, verificándose que el equipamiento tenía como origen de embarque el puerto de Guayaquil (Ecuador) y como destino final el puerto de Piraeus (Grecia).

La ruta comercial empleada, unido a otros elementos relativos a la programación del citado equipamiento, despertaron las sospechas de los investigadores y parecía confirmar la información previamente obtenida.

Ante tales circunstancias, la Policía Nacional y Vigilancia Aduanera accedieron al buque portacontenedores y procedieron a la inspección del contenedor. Tras una primera revisión se apercibieron de la existencia de un compartimento en la máquina refrigeradora del mismo, en el que se descubrió oculta la sustancia estupefaciente, en un número de 30 pastillas de una sustancia de color blanco.

Además, han apuntado que se practicó el control 'narcotest' y se verificó que la sustancia transportada daba positivo en cocaína. Los bultos que contenían la droga intervenida, y que venían señalados con marcas distintivas y anagramas para facilitar su identificación por las organizaciones criminales que los transportaban, arrojaron un peso bruto aproximado de 30 kilogramos de cocaína.

Los funcionarios de Vigilancia Aduanera de la Agencia Tributaria y los agentes del Cuerpo Nacional de Policía que efectuaron la intervención continúan con las pesquisas investigadoras, no descartándose que se produzca alguna detención en las próximas horas. Además, de esta intervención se ha dado cuenta a la Fiscalía Especial Antidroga de Algeciras, instruyéndose las correspondientes diligencias policiales que han sido puestas, junto la droga intervenida, a disposición del Juzgado de Algeciras en funciones de guardia.

TELÉFONO DENUNCIAS VIGILANCIA ADUANERA 900351378

viernes, 4 de agosto de 2017

Desmantelada en Alcalá de Guadaira una fábrica ilegal dedicada a la transformación, elaborado y almacenaje de picadura de tabaco de contrabando.

El Servicio de Vigilancia Aduanera de la Agencia Tributaria, el Cuerpo Nacional de Policía y la Guardia Civil, en un operativo conjunto, han desmantelado una fábrica de picadura de tabaco en Alcalá de Guadaira.
Tras llevar a cabo investigaciones sobre envíos de tabaco procedentes de Bulgaria con destino a Alcalá de Guadaíra, se consiguió localizar el lugar donde se estaría cometiendo la actividad ilícita de transformación de la hoja de tabaco en picadura para fumar, es decir, el desvenado, el cortado y el picado, el almacenaje y la distribución.

Así, esta ha sido una actuación conjunta llevada por la Unidad de Vigilancia Aduanera con el grupo de la Patrulla Fiscal y Territorial (Pafite) de la Guardia Civil, ambos de Sevilla y la Unidad de Delincuencia Especializada y Violenta (UDEV) de Policía Judicial del Cuerpo Nacional de Policía de Alcalá de Guadaíra.
Como resultado de estas investigaciones, el pasado 1 de agosto se detuvo a cuatro personas, se intervino un vehículo, seis máquinas de picado de tabaco, dos básculas, equipos informáticos y se intervinieron 2.200 kilos de labores de tabaco.

La organización tenía como centro de su actividad a la localidad de Alcalá de Guadaíra y en el momento de la intervención se encontraba en pleno funcionamiento. Las hojas de tabaco procedían tanto de productores españoles, como de otros países comunitarios como Francia y Bulgaria.

Las labores de tabaco tras ser manipuladas, pesadas y embolsadas, eran camufladas para su distribución en cajas y bolsas sin logos, reutilizando cajas empleadas previamente para otros usos.

La nave donde se elaboraba y manipulaba el tabaco carecía de mínimas medidas de seguridad para los trabajadores, como de las sanitarias necesarias para la manipulación de estos géneros, que tienen una estricta regulación normativa. Este tipo de fabricación sin ningún control sanitario podría causar graves daños en la salud de los consumidores.

A los detenidos se les imputan presuntos delitos de contrabando y contra la salud pública, estando a disposición del Juzgado de Instrucción en funciones de guardia de los de Alcalá de Guadaíra.

TELÉFONO DENUNCIAS VIGILANCIA ADUANERA 900351378

Desarticulada organización criminal de origen chino dedicada a la producción de marihuana a gran escala

31 detenidos e incautadas 22.000 plantas de marihuana tras registros en Vizcaya, Burgos, Valladolid, León, Zamora, Salamanca, Madrid y Guadalajara

Agentes de la Policía Nacional, funcionarios de Vigilancia Aduanera de la Agencia Tributaria y agentes de la Guardia Civil han desarticulado un grupo criminal dirigido principalmente por ciudadanos de origen chino y dedicado al cultivo y posterior distribución de marihuana a gran escala en Reino Unido tras detener a 31 personas.

Casi un año de investigaciones desembocaron en un operativo en el que se han llevado a cabo 21 registros simultáneos en ocho provincias y que se ha saldado con la detención de 31 personas.

Los registros se han realizados en las provincias de Vizcaya, Burgos, Valladolid, León, Zamora, Salamanca, Madrid y Guadalajara y han permitido la incautación de más de 22.000 plantas de marihuana, 45.000 euros y una pistola semiautomática del calibre 9 milímetros Parabellum, 92 cartuchos del mismo calibre y una maquina contadora de dinero.

En el curso del operativo los agentes han detenido a 29 personas de distintas nacionalidades, incluyendo la detención en Sevilla de uno de los principales dirigentes de la investigación, por los presuntos delitos de pertenencia a organización criminal, contra la salud pública, defraudación de fluido eléctrico y tenencia ilícita de armas.

En fases previas de la operación se intervinieron 6.500 plantas en dos viviendas y una nave industrial, y se incautaron 36.700 gramos de marihuana listos para el consumo, llevándose a cabo la detención de dos personas, según han informado este viernes fuentes policiales.

La organización tenía una gran movilidad y empleaba documentación denunciada previamente como sustraída para la adquisición de vehículos, contratos de alquiler y contratos de luz, lo que ha dificultado "de manera extrema" la identificación de los verdaderos responsables.

Los miembros de la organización estaban altamente especializados y cada uno tenía un rol "bien definido" y así el conseguidor era la persona que se dedicaba en exclusiva a localizar por toda la geografía inmuebles en alquiler que reunieran las condiciones adecuadas para el fin que buscaba la organización, chalés aislados o naves en polígonos industriales con poca actividad.

Por su parte, los montadores eran los miembros de la organización especializados en el montaje de la instalación necesaria para el acondicionamiento de las plantaciones una vez formalizado el contrato de alquiler.

Estas personas trabajaban intensivamente para preparar toda la infraestructura en pocos días y evitar así llamar la atención en exceso.

Una vez acondicionada la instalación, varios miembros de la organización, los cultivadores, utilizando vehículos de alquiler o a nombre de terceros, se encargaban de la adquisición de las semillas, macetas y de la tierra necesaria para las plantas de marihuana además de que supervisaban frecuentemente el estado de la plantación.

Los cuidadores, por su parte, eran los responsables en cada plantación de custodiar y evitar robos así como de cuidar las plantas hasta que alcanzaban el estado óptimo para su recolección y secado.

Estas personas eran el escalón más bajo de la organización y durante todo el proceso permanecían en el interior de los inmuebles sin abandonarlos, recibiendo de otros miembros de la organización la comida necesaria para su subsistencia.

La organización, según fuentes policiales, planeaba ir sustituyendo a ciudadanos de nacionalidad china por vietnamitas para ejercer las actividades de este escalón más bajo de la organización.

En el momento del operativo se procedió a la detención de dos ciudadanos de esta última nacionalidad, los primeros en ser contratados.

Asimismo, la organización criminal, atendiendo al peligro inherente que el cultivo de drogas conlleva y los riesgos de ser atacados por otras organizaciones rivales, estaban organizando su propio sistema de seguridad, por lo que contrataban a tal fin a ciudadanos de nacionalidad ucraniana a los que dotaban de armas de fuego.

En el momento de la detención les fue intervenida una pistola de fuego que figuraba sustraída en Madrid.

Finalmente, una vez recolectada la marihuana destinada al consumo, se realizaba el secado, bien en la misma plantación o en viviendas alquiladas exclusivamente para este fin.

La organización disponía de una red de colaboradores encargados de distribuir marihuana, que se enviaba a Reino Unido en paquetes que podían oscilar entre los 5 y 15 kilos, para lo que empleaban empresas de paquetería.

NOVEDAD Como novedad, en esta operación ha quedado al descubierto la utilización de una "correduría de seguros", regentada también por ciudadanos chinos, que daba cobertura a las pérdidas ocasionadas por las intervenciones policiales de los envíos a cambio de una remuneración pactada previamente.

Las investigaciones se han desarrollado de forma conjunta por funcionarios de las Áreas Regionales de Vigilancia Aduanera de la Agencia Tributaria del País Vasco, Castilla y León y Madrid, agentes de la Policía Nacional pertenecientes a la Comisaría General de Policía Judicial, UCDEV, Comisaría General de Policía Científica, División de Coordinación Económica y Técnica, Jefatura Superior de Madrid y Comisaria Provincial de León, y agentes de la Guardia Civil de la Comandancia de Álava y de Guadalajara, requiriendo el amplio dispositivo final el despliegue de más de 150 agentes y funcionarios de las unidades participantes.

Con la operación llevada a cabo, se da por desarticulada toda la organización.

TELÉFONO DENUNCIAS VIGILANCIA ADUANERA 900351378

martes, 1 de agosto de 2017

Desarticulada organización criminal dedicada al tráfico internacional de hachís; 7 detenidos y 3.000 kilos de hachís intervenidos.

En una operación conjunta de la Guardia Civil, Policía Nacional y del Servicio de Vigilancia Aduanera de la Agencia Tributaria se ha desarticulado una organización criminal dedicada al tráfico internacional de hachís donde se ha procedido a la detención de todos sus integrantes y al desmantelamiento de toda su infraestructura.

La operación denominada “Paisano/ Guatemala”, se ha saldado con la detención de 7 personas de nacionalidad española y marroquí a los que se les acusa de delitos Contra la Salud Pública y Pertenencia a Organización Criminal, se han realizado registros en las provincias de Granada y Cartagena (Murcia), se han intervenido 3000 kg de hachís y 7 vehículos utilizados por la organización para el traslado de la droga.

La fase de investigación se inició el pasado mes de agosto de 2016, cuando la Guardia Civil incautó 470 kg de hachís que se encontraban ocultos en el interior de un vehículo que circulaba por la A-7 en el término municipal de Manilva, procediéndose a la detención de su conductor por un delito Contra la Salud Pública.

Tras esta primera actuación, continuando con las investigaciones se pudo determinar que el detenido formaba parte de una organización criminal que operaba entre las provincias de Cádiz, Málaga, Granada, Murcia y Gerona que se dedicaba a transportar importantes cantidades de hachís desde la provincia de Cádiz donde era adquirida la droga y la transportaban en vehículos y furgonetas hasta una vivienda de Granada donde la ocultaban. Desde allí los miembros de la red la transportaban nuevamente hasta la provincia de Gerona para posteriormente introducirla en países europeos, principalmente Francia e Italia.

La organización estaba formada por 7 personas de nacionalidades española y marroquís, en su mayoría miembros de dos familias diferentes, de los cuales algunos tenían antecedentes por tráfico de drogas.

Se realizaron varios registros en las localidades de Cartagena (Murcia) y Granada, siendo localizado en un garaje que poseía la organización en la provincia de Granada 2450 kg de hachís.

En esta Operación han participado el Equipo de Policía Judicial de Estepona de la Guardia Civil de Málaga, la Unidad Orgánica de Policía Judicial de la Guardia Civil de Murcia, la UDYCO de la Policía Nacional de Granada, y la Unidad Combinada de Vigilancia Aduanera de Granada. Fruto de la excelente colaboración de los 3 cuerpos se consiguió la desarticulación de la citada organización criminal dedicada tráfico internacional de hachís

TELÉFONO DENUNCIAS VIGILANCIA ADUANERA 900351378

lunes, 31 de julio de 2017

La Oficina Europea de Lucha contra el Fraude y los servicios aduaneros de la UE incautan en tres meses 140 millones de cigarrillos de contrabando

La Oficina Europea de Lucha contra el Fraude (OLAF) y los Estados miembros de la Unión Europea (UE) se han incautado de 140 millones de cigarrillos de contrabando y han detenido a 32 personas en seis países, incluido España, durante los últimos tres meses, según informó hoy dicha institución.

La primera de las tres operaciones desarrolladas en territorio español entre mayo y julio comenzó cuando los servicios de Aduanas nacionales recibieron información sobre una remesa llegada al puerto de Barcelona desde Estados Unidos.

Si bien eran cigarrillos ilegales, los contrabandistas pretendían declarar su mercancía como desechos de plástico, precisó la Oficina Europea de Lucha contra el Fraude en un comunicado.

Con el objetivo de identificar al receptor, el cargamento no fue sometido a controles y se le permitió abandonar el puerto de la Ciudad Condal, de modo que finalmente se practicaron tres arrestos y se decomisaron 3,7 millones de cigarrillos.

En julio, tras la llegada al puerto de Valencia de un barco en el que los contrabandistas aseguraban transportar zapatos de plástico, se detuvo a otras nueve personas y se requisaron nueve millones de cigarros.

A finales de ese mismo mes, la OLAF transmitió información a los servicios de Aduanas de España sobre un envío "sospechoso" procedente de Emiratos Árabes Unidos con destino al Aeropuerto de Barcelona-El Prat que dio lugar a la incautación de 1,8 millones de cigarros.

Además, en el puerto de Amberes (Bélgica) los agentes de Aduanas decomisaron 90 millones de cigarrillos procedentes de Egipto, mientras que la Policía fronteriza rumana detuvo a seis individuos y retiró de circulación 1,2 millones de cigarros a finales de junio.

En Grecia, las autoridades helenas confiscaron 14 millones de cigarrillos en Salónica este mes, a pesar de que los contrabandistas intentaron esquivar los controles intercambiando los documentos de transporte con los de otro contenedor que presuntamente incluía bolsas de plástico.

Junto con Holanda, la OLAF también ayudó a desmantelar una planta de fabricación ilegal, detener a catorce personas y decomisar en torno a cinco millones de cigarrillos, lo que habría evitado pérdidas próximas al millón de euros en IVA, así como en tasas aduaneras e indirectas.

En Ucrania, gracias al intercambio de información con las autoridades del país se incautaron 15 millones de cigarros.

"Estas operaciones supusieron una contribución sólida al desbaratamiento del flujo de cigarrillos ilegales dentro de la Unión Europea al abordar el núcleo del problema, las redes criminales", afirmó el director general de la OLAF, Giovanni Kessler.

TELÉFONO DENUNCIAS VIGILANCIA ADUANERA 900351378

sábado, 29 de julio de 2017

Aduanas reforzará sus medios y la vigilancia en el Estrecho con un operativo especial

El delegado del Gobierno en Andalucía, Antonio Sanz, detalló ayer en el puerto de Algeciras el operativo llevado a cabo por la Agencia Tributaria para reforzar la vigilancia contra el narcotráfico y el contrabando en el entorno del estrecho de Gibraltar. A esta iniciativa se le suman 150 policías nacionales y guardias civiles que anunció el ministro del Interior, Juan Ignacio Zoido, en su visita a La Línea a mediados de mes.

Este dispositivo permitirá contar con un total de diez embarcaciones, tres helicópteros, cuarenta efectivos y veinte vehículos. Dos de las embarcaciones serán de alta velocidad y se espera que puedan actuar el próximo semestre. El cuerpo posee patrulleros de altura y embarcaciones de medio tamaño, como elPaíño, a cuya tripulación saludó Sanz antes de atender a los medios. El personal también se incrementará en un 10% gracias a este dispositivo. La Agencia puso en marcha esta iniciativa el 1 de julio.

Sanz declaró que "somos conscientes de que se está intensificando el crimen organizado en torno al narcotráfico y el contrabando y la Agencia Tributaria es sensible a ello y a la actualización de la lucha que realizamos por tierra, mar y aire con los Cuerpos y Fuerzas de Seguridad del Estado.

El delegado especial de la Agencia Tributaria en Andalucía, Jorge Ramírez, añadió que "el dispositivo obedece a esa permanente adaptación de la Agencia en la lucha contra el narcotráfico, muy volátil en la forma de actuar y su intensidad y tratamos de reaccionar de forma acorde a lo que vamos entendiendo en cada momento. Este dispositivo evolucionará en torno a la propia realidad".

Para el delegado autonómico, "no se trata solo de incautar, sino también de llegar al origen y ahí la Agencia Tributaria es la competente y la que hace un gran esfuerzo a través de profesionales de gran formación".

En Andalucía, la Agencia Tributaria cuenta con unos 400 efectivos, entre los que no todos forman parte de la tripulación de una embarcación. "Los agentes del Servicio de Vigilancia Aduanera están formados para el análisis de bases de datos económicas que tiene la Agencia y permiten esa labor de desarticulación, no solo material sino también económica", explicó Ramírez.

Sanz quiso destacar el trabajo de la Agencia Tributaria. "El dispositivo de refuerzo no significa que el trabajo anterior no sea bueno. Al contrario, es excepcional. El incremento de incautaciones y aprehensiones es importante y quiero poner en valor el gran trabajo de la Agencia en la lucha contra el narcotráfico", afirmó.

A lo largo de 2016, la Agencia Tributaria se incautó en la zona de 41 toneladas de hachís y 3,6 toneladas de cocaína, con un valor de 28 millones de euros y 600 detenidos. Además, también se intervinieron 5,2 millones de cajetillas, el 60% del total incautado en toda Andalucía y 285 toneladas de picadura de tabaco.

TELÉFONO DENUNCIAS VIGILANCIA ADUANERA 900351378

jueves, 27 de julio de 2017

Vigilancia Aduanera y Mossos desarticulan en Banyoles un grupo dedicado al tráfico de cocaína.

Una operación conjunta del Servicio de Vigilancia Aduanera y Mossos de Esquadra en Banyoles ha permitido la desarticulación de un grupo criminal asentado en la provincia de Gerona saldándose con la intervención de 300 gramos de cocaína,15.000 euros en efectivo y la detención de cuatro personas.
Las investigaciones se originaron ocho meses atrás y durante  este tiempo los investigadores han seguido y han controlado este grupo criminal, asentado en Banyoles. 
Tras declarar ante la juez de guardia de Girona este pasado fin de semana, dos de los detenidos han entrado en prisión provisional sin fianza.
La investigación continúa abierta y no se descartan nuevas detenciones.

TELÉFONO DENUNCIAS VIGILANCIA ADUANERA 900351378

viernes, 21 de julio de 2017

Intervenidas en 2 naves de Alcalá de Guadaira 52 toneladas de tabaco de contrabando.

El Servicio de Vigilancia Aduanera de la Agencia Tributaria y la Policía Nacional han intervenido 52 toneladas de picadura de tabaco de contrabando que estaban almacenadas en dos naves de Alcalá de Guadaíra (Sevilla) y que se camuflaban para ser distribuidas en cajas reutilizadas de productos como jamón o embutidos.En la operación han sido detenidas 8 personas.

La picadura de tabaco incautada habría alcanzado en el mercado un valor de 8 millones de euros. La organización tenía gran capacidad de almacenaje, elaboración y distribución del tabaco, y ocultaba su actividad ilícita bajo la apariencia de una empresa de distribución normal. En el momento del operativo las dos naves se encontraban "en pleno funcionamiento", con varias personas manipulando el tabaco.

Las hojas tenían procedencia diversa, ya que se han detectado algunas de países europeos como Polonia y otras de Zimbabue, Mozambique, Brasil o Malawi. Las hojas eran convertidas en las labores de tabaco tras ser manipuladas, pesadas y embolsadas, se camuflaban en cajas reutilizadas de otros productos para ser distribuidas, y las ventas se efectuaban a través de internet.

Además, junto a la picadura se encontraron, preparadas para su distribución, más de 6.000 unidades de máquinas de picado manual. La organización contaba con oficinas con numerosos equipos informáticos y varias personas que se encargaban de los pedidos, de contactar con los proveedores y clientes, y que elaboran incluso facturas para dar apariencia de legalidad a la actividad.

Las naves carecían de medidas de seguridad para los trabajadores e incumplían todas las medidas sanitarias para la manipulación de estos géneros de consumo, con condiciones higiénicas "muy deficientes", lo que sumaba graves riesgos a los productos. A los detenidos se les imputan presuntos delitos de contrabando y contra la salud pública, y no se descartan nuevos arrestos, ya que la investigación sigue abierta.

En la intervención en las dos naves, además de los 8 detenidos y las 52 toneladas, se requisaron dos vehículos y maquinaria industrial valorada en 400.000 euros.

TELÉFONO DENUNCIAS VIGILANCIA ADUANERA 900351378